¿Quienes somos?

¿Quienes somos?
En “Caminemos de la mano con los Ángeles” sentimos que expandir la luz es el más grande llamado a la humanidad.

Salvador y Fabiola fundadores de “Caminemos de la mano con los Ángeles” trabajan para el amor y es con esta intención que nació este proyecto siendo su propósito ayudar a encontrar la felicidad a quien lo necesite reconectándolo con su YO interno y la Divinidad, es reestablecer el amor en la tierra y desear que cada día la luz dé hermosos frutos de amistad, respeto, libertad, amor y sobre todo buscando siempre el bien más elevado de las almas.

Misión:
Participar activamente en el bienestar integral físico, mental, emocional y espiritual de la persona que lo necesite, modificando las circunstancias que le han sido dolorosas para recuperar su esencia como ser humano, libre de ataduras y convencionalismos; promoviendo una comunión con su yo interno y su mente para llevar una vida armónica, en paz consigo mismo y con lo que le rodea, descubriendo su propios valores y fomentando su crecimiento espiritual para alcanzar la meta deseada: Su propia felicidad.

Visión:
Somos personas espirituales, amantes de la vida, seguros y equilibrados en todos los ámbitos, en lo profesional somos responsables y nos entregamos al 100%, siempre estamos en la búsqueda de la verdad y estamos convencidos que es posible crear un mundo en donde toda persona aprenda a aceptarse en todos sus aspectos, incluyendo las partes que considera negativas, el luchar por este bien emocional es un objetivo valioso para nosotros y para lograrlo nuestro accionar día a día es la perseverancia, el conocimiento, la responsabilidad, el desarrollo de la inteligencia emocional, el amor incondicional y el respeto hacia los demás.

Valores

  • La Honestidad como valor primordial ejerciendo siempre la ética, la veracidad y la sinceridad en todas las terapias que se lleven a cabo.
  • Respetar a la persona en su integridad guardando el secreto profesional.
  • Respetar la libertad que cada paciente tiene para controlar y establecer sus propias acciones y decisiones.
  • La Humildad mostrando siempre respeto hacia los sentimientos, pensamientos, necesidades y condiciones de vida de mis pacientes sean las que fueren.
  • La Perseverancia en la superación personal, el estudio y aumento de conocimiento manteniéndonos siempre a la vanguardia.
  • El Agradecimiento, reconocimiento y nuestro profundo amor a Dios y a todos los seres de Luz que han hecho y hacen posible este servicio de amor hacia los demás y quienes han sido nuestra fuente de inspiración y guías espirituales.